sábado, 11 de diciembre de 2010

Bar " Las guindas ".

Se dibujaba a si misma, en las servilletas de los bares.
Labios de amapola, coronados con dos lunares. 
El pelo como la Hayworth, las olas de los mares,
los ojos negros y grandes, como las lunas de Marte.

Intentando planeos, matábamos las tardes.
Juan Gaviota, dirigía desde el aire.
Creíamos que el suelo, era para los cobardes,
aún lo creemos...pero ahora, revisamos los detalles.  

A Lourdes Sánchez.


Google.

9 comentarios:

  1. Bueno, bueno, lo importante es aún creerlo. El tiempo nos hace más conservadores y precavidos, pero solo necesitamos ajustar bien algún que otro detalle, llevar uno o dos paracaidas, por cualquier contingencia y a volarrrr.

    Abrazotes, lindo fin de semana.

    ResponderEliminar
  2. "Creíamos que el suelo, era para los cobardes,aún lo creemos... pero ahora, revisamos los detalles" me quedo con ese increíble pensamiento. Te felicito. Un beso

    ResponderEliminar
  3. "Juan Gaviota, dirigía desde el aire..." Muy buenas todas las metáforas, Txema, muy buenas. Es un poema muy bonito, melancólico y, en cierto modo, un poco triste. Tal vez pasó demasiado tiempo mirando las estrellas; inalcanzable el sueño, no vio las flores que crecían a sus pies, y ahora toca revisar detalles y también preguntarse qué falló o qué hizo mal.

    "Miro y miro mi sombra en el lago,
    no veo un rostro blanco, sólo cabello blanco.
    He perdido mi juventud, y nunca
    la encontraré otra vez.
    ¡Inútil agitar las aguas del lago!"

    Besossss.

    ResponderEliminar
  4. A mí que nunca me gustó Juan Gaviota me ha encantado como lo introduces en este poema.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  5. somos un dibujo de nosotros mismos, o eso creo

    ResponderEliminar
  6. Revisar los detalles es signo de madurez? que inmadura soy!!!!
    Genio poeta!!!!

    ResponderEliminar
  7. Estás triste, déjalo volar llegó su hora de ser libre.

    ResponderEliminar
  8. Importante los detalles. Siempre hay que cuidarlos ellos hacen un todo en la medida de lo posible,

    Genial,

    un abrazo, Txema.

    aloe.

    ResponderEliminar
  9. "Revisamos detalles". Gracias por ser tan indulgente conmigo (y creo que con otros también).
    Por cierto, me has dejado prendado de esos labios de amapola.
    Un abrazo

    ResponderEliminar