viernes, 21 de mayo de 2010

Más allá del horizonte.


...y poco después, de contemplar
el extraño azul de sus ojos.

De descubrir, que al fondo
de los mismos, se trazaba
una delgadísima línea sin final.

Un infinito trazo, que los unía
a algo parecido al cielo, en ese
mismo azul indescriptible.

Comenzó a ver, más allá del horizonte.

No hay comentarios:

Publicar un comentario