jueves, 26 de noviembre de 2009

Primer testamento.

Te dejo (aunque nada de todo esto me pertenezca).

El ansia de quererte hasta la muerte, la que no podrá evitar que así lo haga, por que así lo quieres tu y amén.

El viaje escalonado hacia mi Itaca, si no la alcanzo, sé que llegarás por mi, como llegas siempre .

Los versos del armario, la guitarra en el altillo, las canciones nunca escritas, la voz que las cantara.

El levante y el poniente, la mirada del que calla, los olores de tu casa, el silencio del que otorga.

La emoción del"hasta siempre", el reencuentro cotidiano,
voy y vuelvo, no te vayas nunca....

Y la mar,como prenda te dejo la mar,amor.






No hay comentarios:

Publicar un comentario